viernes , octubre 19 2018
Home / Uncategorized / Fingió un accidente y entre lágrimas le propuso matrimonio a su novia. Se Merece un castigo en casa

Fingió un accidente y entre lágrimas le propuso matrimonio a su novia. Se Merece un castigo en casa

Para mantener una relación siempre es necesario tener cierto sentido de aventura, idear planes distintos fuera de la rutina de vez en cuando. Puede ser planeando un viaje fuera del país o de la ciudad, yendo a comer algo que jamás han probado, etc. A cada quien se le ocurrirá algo de acuerdo a lo que disfruten con su pareja, el no quería una propuesta de matrimonio tradicional así que optó por algo más “creativo” con la ayuda de su amigo, quien grabó todo el incidente. Hasta la policía habría conspirado con él.

FINGIÓ UN ACCIDENTE Y ENTRE LÁGRIMAS LE PROPUSO MATRIMONIO A SU NOVIA. SE MERECE UN CASTIGO EN CASA
Jeffrey Delrio pasó semanas pensando en alguna forma romántica de pedirle matrimonio a su novia, Shiela Parayanon. No le atraía la idea de hacerlo en un restaurant lujoso o en frente de miles de personas con un baile, por ejemplo, así que pensó en algo más “novedoso”, su amigo, Mark Apura, decidió ser parte del plan en el cual Jeffrey pretendería formar parte de un accidente de tránsito en su motocicleta y morir. Con cámara en mano, Mark graba a Jeffrey en el suelo en medio de una calle, aparentemente muerto.

¿Vas a pedir matrimonio en breve? ¿Te apetece pasar de los convencionalismos y ser más original a la hora de pedir a tu pareja matrimonio? Seguro que llevas días pensando en cómo y dónde, es algo tan especial que no quieres que se olvide nunca, ¿Verdad? Pues hemos decidido a ayudarte un poco para calmar los nervios y que no te eches para atrás. Organizado en temas, aquí podrás ver ideas sencillas, apetitosas, dulces e incluso extravagantes. Merece la pena ver todas, te lo garantizo.

Cásate conmigo jugando con la comida
La comida es una de las vías más utilizadas a la hora de pedir matrimonio. “Cásate conmigo” en una café, en unos bombones, en una cuchara o incluso en una pizza. ¿Quién da más? Tal vez en una buena tortilla de patatas serías capaz de diseñar tu propio mensaje de amor eterno. Observa que de ejemplos tan originales te exponemos, mira bien y sonríe. Cásate conmigo utilizando libros
Si estás a punto de pedir matrimonio a tu pareja y os gusta la lectura, no te cortes y nunca mejor dicho; usa un cutter o unas tijeras para preguntar ¿quieres casarte conmigo? usando el mismo libro que esté leyendo. Si encima el estilo del libro es de suspense, la sorpresa sería aún mayor. Hay magos del corte increíbles.

Cásate conmigo para deportistas
Hay deportistas de lo más originales en esto de pedir matrimonio. Algunos han utilizado un mapa para organizar su propio marathon de boda, cuyo recorrido dice “Cásate conmigo”. Otros, han conseguido personalizar unas zapatillas deportivas con la frase de marras, o incluso usando su equipación deportiva.
Cásate conmigo y con la mascota
Si sois amantes de los animales, tengáis o no mascota, utilizarles es una vivaracha manera de pedir en matrimonio a tu pareja. Podéis incluso portar el anillo con el animal seleccionado, y si tenéis suerte, incluso contratarlo con un zoológico. Los animales siempre sabrán ser cariñosos y participativos.

Cásate conmigo ayudado por cómplices
Si eres tímido, o todo lo contrario, y quieres que haya testigos, partícipes o cómplices a la hora de pedir a tu pareja que se case contigo, estas ideas son fantásticas. En un coro de niños, en un karaoke o juntando a tu grupo de amigos harás de la pedida toda una fiesta y risas que empezarán desde los preparativos.
Cásate conmigo divirtiéndonos
Ponte en situación. Una quedada para jugar un Monopoli por ejemplo. Y de repente, te das cuenta que has caído en la casilla del “¿Quieres casarte conmigo?” No tienes salvación posible. Tal vez os gustan las carreras de orientación, las gimcanas y los juegos de mesa. Pues ahí van ideas muy, pero que muy divertidas.

Loading...

Autor: pedromelo

Vea también

Te has estado cepillando los dientes mal todo este tiempo

Desde que estamos pequeños una de las primeras cosas que nos enseñan nuestros padres sobre …